Página de Inicio English Version
Attention: open in a new window. PrintE-mail
Veinticinco maneras de enseñarles a los hijos el espíritu de dar

Como padres, queremos que nuestros hijos crezcan sanos y que sean exitosos. Y también que sientan gratitud por lo que han recibido, y compasión por las personas necesitadas. Enseñarles el espíritu de dar, mostrarles la importancia de pensar en los demás y dar ejemplos de bondad son algunas de las formas importantes de ayudarles a ser miembros productivos y bondadosos de nuestro mundo.
Aquí tiene veinte y cinco maneras de enseñarles a sus hijos a dar durante el año entero:

 

Dar no requiere trasladarse a ningún destino especial. Puede consistir en algo tan simple como ser un buen vecino.

  • Córtele el césped a un vecino cuando sepa que está de viaje.
  • Ayude a vecinos mayores a limpiar las canaletas de lluvia antes del invierno.
  • Cuando hay tormentas, el personal militar puede estar lejos del hogar. Ayude a sus familias paleándoles el camino de entrada.
  • Lleve adentro los contenedores de basura de sus vecinos cuando estén en el trabajo, especialmente en días de viento.
  • Llévele una comida o un tazón de frutas a un vecino que lo aprecie o a una persona que viva sola.

Sea generoso. Los pequeños actos de bondad pueden ayudar a alguien que está pasando un mal día a ver el bien en el mundo y nos hacen sentir bien con nosotros mismos. Dé ejemplos de estas conductas positivas durante el año entero.

  • Deje una nota en el coche de un extraño deseándole un buen día.
  • Al recoger el café al paso de la mañana, pague el del automovilista que lo sigue.
  • Al pasar por un espacio de estacionamiento codiciado, deje que lo use alguien que lo necesita más.
  • Al pagar un peaje, ponga un dólar de más para el conductor detrás de usted. O agregue monedas al parquímetro vencido de otro coche.
  • Ofrezca guardar en bolsas sus propias compras en cuando un cajero esté trabajando solo en la tienda.

Haga trabajo voluntario. Enséñeles a sus hijos a dar, dando algo invalorable, su tiempo y energía.

  • Ofrézcase para ayudar en el aula o acompañe a la clase en una excursión escolar. Si no puede ayudar de día, participe en proyectos que pueda hacer desde su casa.
  • Lleve a toda la familia a su iglesia o centro espiritual los días de servicio y limpieza.
  • Ofrézcase para entregar artículos o atender puestos en eventos de grupos cívicos y deportivos de su niño.
  • Haga trabajo voluntario cualquier día del año. Use un servicio local de búsqueda de voluntarios, como Volunteer Match o Boston Cares para encontrar proyectos adecuados para su familia.
  • Elijan con su familia un lugar para hacer trabajo voluntario y conviértanlo en una rutina familiar una vez al mes o siempre que sea posible.
  • Si no encuentran una oportunidad de trabajo voluntario en su zona, creen una. Usen las herramientas de United We Serve para diseñar un proyecto de servicio para su familia.

Done. Regalar artículos no usados o usados con cuidado es una manera excelente de mostrarle a su niño cómo ayudar a alguien necesitado. Además, ayudar a satisfacer las necesidades de supervivencia de otra persona le enseña que todos estamos conectados y nos necesitamos.

  • Done prendas que a su niño ya no le caben a organizaciones y bancos de ropa locales. Ahora hay cajas de depósito en muchos lugares convenientes, como carreteras y estacionamientos de tiendas.
  • Done mantas viejas a su refugio local de animales. Done productos para mascotas sin abrir como alimentos, arena para gatos o almohadillas de entrenamiento.
  • Envíe a su niño a la escuela con un juego de más de algunos útiles escolares, como bolígrafos, lápices, carpetas o papel. Escríbale una nota al maestro explicando que son para cualquiera que los necesite.
  • Done sangre y considere ser un donante de médula ósea.

Dé. No tiene que dar mucho.Las donaciones monetarias siempre hacen falta. Done dinero cuando pueda y si se puede.

  • Como familia, elijan una causa o institución benéfica.
  • Dele a su niño una alcancía con tres secciones: una para ahorrar, una para gastar y otra para donar. Deje que su niño decida a qué caridad donará el dinero.
  • En lugar de un regalo, done a la caridad favorita de una persona cercana a usted o en memoria de alguien especial.
  • Organice una venta de pasteles o un puesto de limonada con sus hijos y donen la recaudación a una institución benéfica.
  • Participe en #GivingTuesday. Dé o comparta #GivingTuesday con sus amigos, familiares y redes sociales.

291.jpg