Página de Inicio English Version
Attention: open in a new window. PrintE-mail
Cinco maneras clave de mantener una familia militar feliz y fuerte

Como miembro de una familia militar, usted enfrenta desafíos y factores de estrés únicos. Los cambios y transiciones de la vida militar, las separaciones largas, los períodos de estar lejos de la familia y las mudanzas frecuentes son sólo algunos de los desafíos de la vida militar que requieren habilidades y soportes adicionales. Estas son las cinco maneras clave* de mantener una familia militar feliz y fuerte.

Forme una red social. Es importante contar con gente con la que pueda hablar y que le dé apoyo no sólo cuando todo va bien sino también cuando se presentan desafíos. La vida militar ofrece muchas oportunidades de conocer gente nueva, y muchas familias militares se destacan por su capacidad para formar lazos nuevos. Los amigos, familiares y vecinos pueden darle aliento, ofrecerle buenos consejos de crianza de los hijos y ayudarle cuando más lo necesita.

  • Si vive cerca de una base militar, comuníquese con el centro de apoyo de su base, el grupo de recursos para familias de su unidad y otros grupos y redes de apoyo locales. Conozca a las familias de su unidad y de su vecindario.
  • Si vive lejos de una base militar, busque su grupo de apoyo a padres o guardería. Busque grupos cerca de usted en la cartelera de anuncios de su pediatra, centro comunitario o en Internet.
  • Sonría y diga hola. Una actitud abierta y una simple sonrisa pueden ser todo lo que hace falta para relacionarse con un padre o amigo nuevo.
  • Pida ayuda. Aunque la ayuda mutua en tiempos de necesidad es lo que destaca a las familias militares, muchas de las que siempre ofrecen ayuda no la piden cuando la necesitan. Una de las maneras más importantes de mantener a su familia sana, fuerte y feliz es asegurarse de poder cubrir sus necesidades básicas, desde pañales hasta cuidado de niños. Saber dónde encontrar ayuda y conocer a gente que puede ayudarle a acceder a recursos de apoyo puede facilitarle este proceso.

  • Haga un mapa de su red de apoyo. Escriba una lista de las personas y lugares a dónde puede acudir en busca de ayuda. Cuando se enfrente a los inevitables retos de la vida, utilícela.
  • Busque organizaciones locales y nacionales de ayuda a familias militares. Algunos lugares buenos para empezar son www.militaryfriends.org, www.ourmilitarykids.org, www.operationhomefront.net, www.naccrra.org/military-families, y www.redcross.org.
  • No dude en pedir ayuda. En algunos casos necesitamos ayuda y en otros podemos ofrecerla. A veces, durante un desafío, todo lo que hace falta es que alguien comparta su experiencia con nosotros y nos guíe.
  • Practique la resiliencia. Las tensiones de la vida militar pueden afectar incluso a las familias más fuertes. Algunas estrateorg/your-family/everydagias para aumentar la resiliencia son el manejo de los momentos de estrés, superar los desafíos y cuidarnos a nosotros mismos.

  • Tómese tiempo para cuidar su salud y bienestar. Haga ejercicio, trate de comer alimentos saludables y dedique tiempo a relajarse. Todos necesitamos recargarnos las pilas. Programe tiempo para usted al menos una vez por semana, idealmente un poco cada día.
  • Mantenga una actitud positiva. Las responsabilidades, transiciones, separaciones frecuentes y despliegues estresantes de la vida militar pueden dejar exhausto a cualquiera. Busque el lado positivo en la vida militar diaria. Conéctese con líderes espirituales para templar el espíritu y considere ofrecerse como voluntario para ayudar a los demás.
  • Controle sus niveles de estrés. El estrés puede parecer un compañero constante a los padres, que deben hacer malabares con sus vidas ocupadas, el entrenamiento militar y el trabajo tanto dentro como fuera del hogar. Para más información para padres sobre manejo del estrés, vea nuestra columna del experto www.espanol.onetoughjob.org/cuidando-a-su-familia/cuidandose-a-si-mismo/preguntele-a-los-expertos.
  • Concéntrese en la crianza de hijos. A veces, el ritmo de la vida militar puede ser abrumador. Recuerde reservarse un poco de tiempo para centrarse en ser padre o madre. Además de aprender técnicas nuevas aprovechando la sabiduría que ha adquirido y sus fortalezas naturales, le ayudará a criar y nutrir a niños sanos y felices.

  • Infórmese. Lea revistas para padres, suscríbase a un boletín de crianza de hijos en línea o tome clases. Aprenda más sobre el desarrollo de su niño en Crecimiento y Desarrollo.
  • Conéctese con gente en sus redes sociales. No dude en hacer preguntas ni en compartir sus experiencias y dificultades como padre o madre.
  • Comparta sus conocimientos de crianza de niños con el mundo. Hable de sus éxitos con su familia y sus amigos. No tenga miedo de ufanarse de lo que haya hecho bien o haya aprendido.
  • Estar en el Army, Navy, Air Force, Marines, National Guard, Coast Guard Strong, también significa mostrarles a los niños que los ama. Nutrir el crecimiento social y emocional de sus niños les ayudará a superar las dificultades tanto ahora como en la adultez.

  • Escuche a sus niños y anímelos a expresar sus sentimientos. Respete sus sentimientos y ofrézcales un espacio seguro para hablar.
  • Ayude a sus niños a resolver los problemas dejando que hagan sugerencias y piensen en cómo resolver las dificultades que surjan.
  • Demuestre su amor. Los gestos pequeños y simples de la vida cotidiana son la mejor manera de mostrarles cuánto los ama. Haga clic aquí para ver 10 maneras de demostrar a sus niños el amor que siente por ellos.
  • *Estas cinco maneras importantes se basan en años de investigación, estudio y práctica del modelo de fortalecimiento familiar de Strengthening Families del Center for the Study of Social Policy y son la base de nuestro trabajo en The Children’s Trust.


    category_61.jpg