Página de Inicio English Version
Attention: open in a new window. PrintE-mail
Cómo, qué y cuándo darle de comer a su bebé y a su niño/a pequeño/a

Alimentar no sólo se trata de nutrición

Como padre primerizo, le darán muchos consejos sobre cómo, qué y cuándo darle de comer a su bebé. Puede ser estresante tomar estas decisiones, preocuparse de que su hijo/a esté comiendo suficiente, y preguntarse si está listo/a para empezar a comer algo nuevo. Si bien usted debe tratar de seguir las pautas de la Academia Norteamericana de Pediatría sobre qué y cuánto darle de comer a su bebé o niño/a pequeño/a, recuerde que alimentar a su hijo/a es una actividad importante no solamente para el crecimiento físico y el desarrollo, es también una manera de relacionarse e interactuar con su bebé recién nacido. Además, recuerde que cada niño/a es único, y ciertas cosas como el tipo de alimentos para darle, la frecuencia con la que tiene hambre y cuánto come pueden diferir de estas recomendaciones. Por eso en estos primeros meses y años es importante que hable sobre los hábitos alimentarios de su hijo/a con el/la pediatra y que elaboren un plan de alimentación adecuado para él/ella.

Pautas de alimentación según la edad de su hijo/a

Desde el nacimiento hasta los 4 meses. La Academia Norteamericana de Pediatría recomienda amamantar exclusivamente durante los primeros seis meses de la vida un/a niño/a, y continuar amamantando hasta el primer año de vida del/de la niño/a. La decisión de amamantar exclusivamente o de cuánto tiempo amamantar tendrá que tomarla la mamá basándose en sus circunstancias y en lo que le da resultado a ella y a su bebé. Con la ayuda de su pediatra, usted puede ir elaborando un plan mientras intenta amamantar. Leche materna, fórmula para bebés o una combinación de ambas deben ser los únicos alimentos que esté consumiendo su hijo/a a esta edad. Generalmente, los bebés de tamaño promedio beben entre 2 y 3 onzas cada 2 ó 3 horas. Sin embargo, esto puede variar según algunos factores, como el tamaño de su bebé. Usted y su bebé poco a poco establecerán un horario de alimentación, y tanto la cantidad consumida como el tiempo entre una alimentación y otra aumentarán. Su bebé es capaz de comunicarle que ya ha tomado demasiado o que tiene hambre, y es recomendable que usted preste más atención a esas señales que a lo que dice en un libro. Usted se dará cuenta de que su bebé está comiendo suficiente si hace caca regularmente, si moja entre 4 y 6 pañales por día, si duerme bien y si está atento/a cuando está despierto/a. Los bebés necesitan que los ayuden a eructar después de darles de comer, o muchas veces durante la mitad de la alimentación, y es normal que escupan (no que vomiten).

Entre los 4 y los 6 meses. Cuando su hijo/a tenga 6 meses, es muy posible que su peso de nacimiento se haya duplicado. Quizá note que su bebé sigue con hambre después de haber comido. También es posible que haya empezado con la dentición. Si demuestra cualquiera de estos comportamientos y también puede mantener la cabeza levantada y sentarse en una silla alta, hable con su pediatra sobre empezar a darle cereal de arroz. El cereal de arroz es el grano que más fácil digieren los bebés. Comience con una cucharadita de cereal mezclada con 4 ó 5 cucharaditas de leche materna o fórmula para bebés. Los bebés no deben consumir leche común hasta que cumplan un año. Es posible que a su bebé le lleve un tiempo adaptarse a este nuevo alimento del menú. Cuando le dé cereal por primera vez, no le ponga la cuchara directamente en la boca. Póngale un poquito de cereal en la boca o en la lengua y deje que lo pruebe. Cuando su bebé se haya habituado a comer cereal, puede comenzar a darle otros granos simples y a espesar el cereal. Su dieta básica aún será la leche materna o la fórmula para bebés, pero al menos una comida puede consistir en 4 ó 5 cucharaditas de cereal.

Entre los 6 y los 8 meses. Una vez que su bebé se haya acostumbrado al cereal y tenga más de 6 meses, es el momento de comenzar a darle frutas y vegetales. Empiece a darle una fruta y un vegetal por vez en distintas comidas. Si usted decide prepararle la comida a su bebé, debe hacer un puré con estos alimentos y no agregarle ningún otro ingrediente. Empiece mezclando una cucharadita de fruta o vegetal con el cereal de su bebé y vaya aumentando la cantidad gradualmente hasta llegar a media taza cuando su bebé tenga aproximadamente 8 meses. Si usted le compra frutas o vegetales en frascos, saque algunos y póngalos en un bol en lugar de dárselos directamente del frasco porque puede contaminarse el resto. Después de un día, el contenido de un frasco abierto debe desecharse. A esta altura, su bebé debe estar comiendo esta mezcla de cereal en 2 ó 3 comidas, con leche materna o fórmula para bebés si se queda con hambre durante las comidas o entre ellas. También puede comenzar a darle jugo de uva blanca o de manzana rebajado con agua en una taza antivuelco. Algunos de los alimentos que debe evitar son: frutas cítricas, leche de vaca, maníes, frutos secos y huevos porque pueden provocar alergias.

Entre los 8 y los 12 meses. Cuando su hijo/a se esté acercando a su primer cumpleaños, puede comenzar a hacerle una papilla con los alimentos que usted come o comprar alimento para bebés granulado y mezclado. También puede empezar a darle carne y cereales secos o galletas de agua, pero asegúrese de que los alimentos sean pequeños y blandos (o livianos y en copos en el caso de las galletas de agua y los cereales) para evitar que se ahogue. Si su bebé (que pronto será un/a niño/a) aún no come con la familia en las comidas, debe comenzar a hacerlo. Deje que intente comer trocitos de comida él/ella solo/a. También puede empezar a darle queso y yogur pasteurizados. Siga evitando la leche común, los huevos, los maníes, los frutos secos y las frutas cítricas y exóticas.

Desde los 12 meses en adelante. Después del primer cumpleaños de su hijo/a, puede comenzar a incorporar en su dieta todos los alimentos que usted come. No se rinda con los alimentos nuevos, a los niños a veces les lleva tiempo acostumbrarse a un sabor distinto. Puede empezar a darle a su hijo/a todas las frutas y huevos, pero consulte a su pediatra con respecto a los maníes y los frutos secos. También puede empezar a darle leche común. A menos que el pediatra le diga lo contrario, debe darle a su hijo/a leche entera hasta que cumpla dos años, luego puede reemplazarla por leche descremada. A medida que vaya agregando alimentos nuevos a la dieta de su hijo/a, es posible que descubra una alergia a algún alimento. Para obtener más información sobre las alergias a los alimentos, consulte la hoja informativa sobre alergias de One Tough Job. Si desea más información sobre cómo hacer para que su hijo/a consuma alimentos variados, consulte la hoja informativa sobre la importancia de la hora de comer de One Tough Job.


98.jpg